Novación

Según indica el código civil una novación es el acto jurídico negocial a través del cual se crea una obligación válida con el propósito práctico de extinguir una obligación preexistente, produciéndose este resultado mediante un cambio del sujeto activo o del sujeto pasivo o del objeto o las condiciones principales de la relación obligatoria preexistente.

Novación de hipotecas

De esta forma y aplicado ámbito hipotecario, una novación de hipoteca es el proceso por el cual la entidad financiera procede a modificar las condiciones de un préstamo hipotecario de acuerdo con los titulares del mismo. La novación puede realizarse sobre el tipo de interés aplicado, sobre el importe pendiente, sobre el plazo de amortización o sobre los titulares del préstamo.

Gastos de novación

La novación es un procedimiento de gran interés para el cliente ya que los gastos son mínimos, y en determinados casos un mero contrato privado con el banco sería suficiente. Este modelo es aplicable para solicitar una reducción del tipo de interés fijo o del diferencial para tipos variables.

Para casos más complejos como cambio de tipo de interés fijo a variable o viceversa el banco puede solicitar una escritura pública con los consiguiente gastos (notaría, registro y gestoría). De esta forma el contrato llegaría al Registro de la Propiedad.

Finalmente si lo que deseamos es una ampliación del importe de la hipoteca tendremos que hacer frente al Impuesto de Actos Jurídicos Documentados (variable según la Comunidad Autónoma).